El Guardián del Tesoro de la Isla del Coco

Según la leyenda en 1820, el Ministerio de Recursos Naturales autorizó a dicha compañía a buscar ese botín, pero el convenio debe ser por la Procuraduría y la Contraloría General de la Republica.

El tesoro, supuestamente, está constituido por toneladas de oro y plata en lingotes, láminas de oro que cubrían las cúpulas de Iglesias, adornos, utensilios e imágenes de Lima. Ese botín, estimado en ochocientos millones de dólares, fue sacado de esa capital por el pirata inglés William Thompson, quien lo trasladó a la Isla del Coco en Costa Rica. En 1869, Guillermo Fucker hizo la búsqueda pero no tuvo éxito. Los siguientes que menciono también intentaron la búsqueda. En 1985 Augusto Gissler, En 1938 Milton Canham, En 1947 F. R. Johnston, presidente de la Archeological Sociciety of Southern California. En 1948 Zuria Marina Quirós de González. En 1983 mister Klaus Heydorn presidente de Alemania. En 1989 mister Charles Baldwin.

Todos estos personajes intentaron la búsqueda pero todos fracasaron.

En este libro, el lector puede ver como el hombre, con su fantasía de ser rico, conquistar el mundo con riquezas, tesoros, plata; viajes, mujeres; aquí descubrirán la respuesta.

P.S. Estos archivos se encuentran en el periódico La Nación, Costa Rica.

--Jorge Granados Loria



Buy online now!